Archivos de la categoría Traspaso

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras:

Un balcón puede convertirse en cualquier cosa que tú imagines. No te pierdas estas ideas para decorar y aprovechar un espacio que para muchos parece está ‘muerto’. Con un poco de gusto, se pueden conseguir zonas acogedoras ahora que llega la primavera, aqui os dejamos algunas ideas:

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Ideas de decoración: sácale partido al espacio de tu balcón y conviértelo en lo que tú quieras

Articulo visto en: Idealista.com

10 claves para hacer de tu cocina en un espacio más saludable, cómodo y accesible:

Cómo organizar espacios en la cocinaTrabajar con comodidad es la clave para que cocinar resulte placentero. Sea cual sea la superficie de la cocina, tener en cuenta las medidas más adecuadas para cada zona de uso y los distintos elementos que las compone repercute, sobre todo, en mayor ergonomía.

Se acabaron los dolores de espalda cada vez que friegas los platos o intentas llegar a los utensilios inalcanzables a los que ni de puntillas se puede llegar. Te contamos cómo hacer de tu cocina un espacio más saludable, cómodo y accesible.

Equipamiento estándar. El mobiliario de cocina suele tener unas medidas muy estandarizadas. Más allá del estilo decorativo que buquemos –determinado fundamentalmente por los frentes con los que se rematen–, los módulos de los armarios bajos tienen una profundidad de 60 cm y los superiores de unos 35 cm (para que no resulten pesados).

Por lo que se refiere a la anchura, la oferta es grande y va desde los más estrechos, de apenas 15 ó 20 cm –indicados para aprovechar huecos–, hasta los de 120 cm de gran capacidad interior; si bien los más habituales son los de 45, 60 y 90 cm.

Cuestión de altura. La altura media de una cocina se sitúa entre los 2,15 y los 2,35 m, en función de cuánto se quiera aprovechar la pared. Los módulos altos oscilan entre los 70 y los 90 cm de alto y se aconseja colocarlos a unos 140-150 cm del suelo –y a unos 60 cm de la encimera de trabajo– para que resulten accesibles a la mayoría de los usuarios.

En cocinas pequeñas, puede incrementarse la capacidad de almacenaje mediante la colocación de altillos que, pese a no resultar tan accesibles, se pueden aprovechar para guardar elementos de poco uso.

Máxima ergonomía. Y si la altura de los muebles altos es importante para acceder a su contenido con comodidad, la de los armarios bajos lo es para trabajar con comodidad y sin forzar la postura.

Si bien la altura media de la encimera es de unos 90 cm por encima del suelo, lo mejor es personalizarla a la medida del usuario. La ideal es aquella que permite situar los brazos en un ángulo de 90 grados con respecto al plano de trabajo.

Para lograrla, hay que tener en cuenta los distintos elementos que componen los módulos bajos de la cocina: el cuerpo del mueble propiamente dicho, de unos 70 a 80 cm de altura, el zócalo, cuya principal ventaja es que sea regulable, y la encimera, con grosores variables que pueden oscilar desde los 2 cm hasta los 10 ó 12 cm de algunas propuestas actuales.

Sin tropiezos. Moverse sin obstáculos en la zona de trabajo es vital también para evitar incomodidades e incluso posibles accidentes. Los expertos aconsejan dejar un espacio mínimo de unos 120 cm entre dos hileras de armarios enfrentadas entre sí, para garantizar la apertura total de las puertas y evitar la sensación de túnel.

El triángulo ideal. Si bien la distribución de los armarios y las zonas de uso de una cocina dependerá, sobre todo, de su planta y los metros disponibles, al planificarla conviene tener presente el triángulo de trabajo imaginario, cuyos tres vértices son el frigorífico, la placa de cocción y el fregadero. Para poder acceder a todos los ellos con los mínimos desplazamientos, los lados máximos de ese triángulo deben tener una longitud de entre 1,20 y 2,50 metros.

Acortar desplazamientos. Las islas y penínsulas de trabajo resultan muy prácticas en cocinas de planta amplia o en estancias compartidas, aunque, antes de decidirte a colocar una, hay que asegurarse de tener suficiente espacio. Se requieren de 100 a 120 cm libres alrededor para que no obstruya el paso hacia el resto de la cocina.

La profundidad más habitual de un elemento de este tipo es de entre 95 y 120 cm, de modo que se puedan combinar dos armarios de 60 cm abiertos a ambas caras, de 60 y de 35 cm o con un trozo de encimera volada a modo de barra. Se desaconsejan anchuras superiores a 120 cm porque dejarían la zona central fuera del alcance de la mano.

Multifuncional. La altura de la isla también es importante. Si bien la encimera de trabajo debe cumplir los mismos requisitos de las del resto de la cocina, si se va a utilizar este elemento también como barra de desayunos o comidas rápidas conviene elevar su sobre hasta unos 110 cm, para usarlo con taburetes altos.

Zona de fuegos. La placa de cocción debe tener a ambos lados un espacio libre de unos 40 cm, por cuestiones de seguridad, mientras que la campana extractora hay que situarla a entre 50 y 70 cm de su superficie. Asimismo, la distancia de esta y el fregadero no debería ser inferior a 60 cm para evitar molestas salpicaduras.

Protege la espalda. Si bien el horno se situaba tradicionalmente bajo la placa de cocción, siempre que sea posible resulta mucho más cómodo colocarlo a media altura –en una columna a unos 75 cm del suelo– de modo que aún quede espacio para colocar encima el microondas, una cafetera empotrada o cualquier otro elemento encastrado.

De suelo a techo. Los armarios tipo columna, que aprovechan toda la altura de la cocina y ofrecen una gran capacidad de almacenaje, tienen por lo general el mismo fondo que los módulos bajos –60 cm–, por lo que permiten crear todo tipo de combinaciones con estos o con otros elementos como el frigorífico o las columnas de horno y microondas.

A ello ayuda que están disponibles también en una amplia variedad de anchuras, desde apenas 20 cm hasta 90 cm. La única precaución que hay que tener con ellos, en caso de que no conformen un frente independiente, es alinearlos por arriba con los armarios altos.

Articulo visto en: Idealista.com

El precio medio de la vivienda libre se ha recuperado un 2,4% desde mínimos:

El coste medio del metro cuadrado de las viviendas libres en el último trimestre de 2015 fue de 1.490,1 euros/m2, un 2,1% interanual más en términos reales, según los datos del Ministerio de Fomento. La recuperación desde el mínimo alcanzado en el tercer trimestre de 2014 ha sido del 2,4% mientras este precio refleja una caída del 35,7% desde los máximos del primer trimestre de 2008.

En el último trimestre de 2015, el precio medio del metro cuadrado de las viviendas libres fue de 1.490,1 euros/m2, un 1% más que en el trimestre precedente y un 1,8% de incremento interanual. En términos reales, es decir, descontando la inflación, este precio de la vivienda libre ha experimentado un crecimiento interanual del 2,1%.

Según la serie histórica, el precio medio por metro cuadrado a finales de 2015 supone un 29,1% menos que su nivel máximo alcanzado en el primer trimestre de 2008. Pero en términos reales, el precio actual refleja una caída desde máximos del 35,7%.

Por la otra parte, desde el valor mínimo alcanzado en el tercer trimestre de 2014, el precio se ha recuperado un escaso 2,4%.

Articulo visto en: Idealista.com

¿Vives en un piso pequeño? Multiplica su potencial con una buena distribución:

Cómo decorar un piso pequeño

Con un proyecto estudiado al detalle, podrás mejorar considerablemente la distribución de tu pequeño apartamento. Es posible, incluso, que ganes algunos metros con los que no contabas o que des con trucos que hagan que el espacio parezca más amplio. Todo es cuestión de ingenio y de replantearse reformas sin reservas para hallar las soluciones óptimas a cada circunstancia.

Investiga el potencial escondido de tu casa, esos detalles que podrían hacerla más atractiva o que sacarían mayor partido a la superficie. La clave en un piso pequeño es la distribución y el orden. Pero también, elementos como los muebles y materiales son importantes. En este sentido, los muebles no se pueden dejar para el final, ya que en este tipo de espacios cumplen un papel organizador y polivalente, además de que, junto con los revestimientos, también tienen el papel de serenar y enlazar el resto de elementos.

Algunos espacios que a priori podrían ser descartables pueden llegar a tener mucho potencial. Es el caso de un antiguo almacén de 20 m2 de planta, que en realidad cuenta con 100 metros cúbicos de espacio aéreo aprovechable. Los arquitectos de MYCC lo dividieron en plataformas a distintos niveles con funciones diferentes, de manera que la vivienda dispusiera de varios ambientes, abiertos y comunicados entre sí.

Cuando el espacio plantea ciertas restricciones de origen que no se pueden modificar, como es el caso de las viviendas entre medianeras con un solo frente de ventanas, las posibilidades en cuanto a distribución están más limitadas. Pero si realizas un proyecto ya adaptado a estas circunstancias, la casa funcionará mejor. En estos casos, es mejor ubicar la cocina y la zona de estar cercanos a la ventana, dejando para un segundo nivel de iluminación el dormitorio, que puede independizarse con cerramientos de vidrio o muebles bajos para no perder el contacto con la luz.

Sin duda alguna, la forma en que se dispone la planta ayuda mucho a que los espacios de uso se distribuyan de una manera más eficiente. En el caso de las plantas estrechas pero largas, los usos se pueden distribuir en hilera, lo que ayuda a que el ambiente gane en orden visual y a que no se mezclen las funciones. Convendrá, en este sentido, agrupar todas las zonas de uso a lo largo de una de las paredes, para que las circulaciones sean claras y rectas.

El elemento del que se ha de sacar mayor partido y que constituye el verdadero potencial de toda vivienda, especialmente de las pequeñas, es la luz natural. Es lo que transformará el espacio, ayudada en su recorrido interior por una distribución despejada, un mobiliario optimizado al milímetro y unos revestimientos que ayuden a reflejar la luz. Por eso, si cuentas con ventanas en paredes opuestas o en ángulo, trata de no obstruirlas, creando, por ejemplo, una distribución abierta o con unas divisiones transparentes. El ambiente se ensanchará y al ser luminoso resultará también más confortable.

Si hay posibilidad de abrir alguna nueva ventana, no lo dudes. Hasta un ventanuco puede cambiar radicalmente la percepción de un espacio, mejorando el funcionamiento del piso. Otra idea que ensanchará las visuales interiores es bajar el antepecho de una ventana para que tenga más tiro. Si esa ventana da a un patio o a un balcón, conviértela en una puerta con vidrio. Ganarás en luz natural, que entrará también a ras del suelo, así como en sensación de amplitud.

En viviendas de un único ambiente, lo más difícil de la distribución suele ser encontrar el lugar para la cama. Si hay varias ventanas en el frente, por ejemplo, ésta ha de ubicarse en un extremo, mientras que en el otro, es conveniente colocar la cocina-comedor.

A ser posible, la cama se debe poner en una zona que no sea lo primero que se ve al entrar. Al ser voluminosa, conviene buscar su emplazamiento en un ángulo al final de un recorrido; de esta forma te será más fácil independizarla y no entorpecerá el funcionamiento del ambiente. En este ejemplo, la zona de estar se ha elevado unos 60 centímetros para ocultar la cama debajo.

Piensa en el volumen disponible. Tener un piso con techos altos es de un valor incalculable. Al poder distribuir la vivienda en dos alturas, lograrás maximizar la superficie. Por encima de tres metros ya podrías empezar a pensar en una plataforma elevada para colocar una cama. Las posibilidades de aprovechamiento son muy variadas y las tendrás que determinar de acuerdo a lo que quieras poner en cada nivel. En este ejemplo, la parte superior alberga un colchón y la inferior una zona de estar.

Otro elemento que hay que rastrear en busca de metros adicionales son los espacios residuales, que pueden darse en un armario más profundo de lo habitual, en un lavadero que ya no se emplea, en un hueco de escalera, en el espesor de un muro… La idea es reconvertirlos para que aporten un nuevo uso, como puede ser una cabina de ducha, un vestidor, un aseo o una zona de almacenaje. Incluso la misma planta de la vivienda con sus irregularidades puede dar pie a nuevos espacios como un recibidor.

A veces, contamos con un recibidor espacioso que no deja opción a reducirlo o a integrarlo de otro modo en la casa. En ese caso, puedes dotarlo de una zona de almacenaje que sirva de complemento al armario principal. Aprovéchalo para que tu casa funcione mejor y esté más ordenada. Si la entrada da directamente a la zona de día, quizá puedas proyectar una separación con un mueble-armario.

Una terraza o balcón es un espacio muy buscado, mucho más en las viviendas de tamaño reducido. Las plantas, la proyección exterior, las vistas… todo cuenta para conseguir que el espacio sea más confortable y no parezca claustrofóbico. Sin embargo, si tienes la posibilidad de cerrarlo, intégralo hacia el interior para conseguir expandir tu zona de día o para instalar tu área de trabajo.

Articulo visto en: Idealista. com

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior:

Los árboles son elementos maravillosos. Además de ofrecernos uno de los materiales más bellos y nobles que podemos encontrar en la naturaleza, la madera, son una continua fuente de inspiración para la decoración de nuestro hogar. Hay quien prefiere pintarlos sobre la pared o pegar un vinilo, pero cada vez se lleva más el coger un árbol seco y plantarlo, por qué no, en el salón. A diferencia de los artificiales, sus imperfectas ramas, sus vetas… aportan un toque rústico con el que dar un toque ‘salvaje’ a nuestro hogar. Aquí algunas ideas:

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior

Ideas de decoración: cómo tener una casa ‘salvaje’ gracias a los árboles secos de interior

Articulo visto en: Idealista.com

10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino

Llega la Navidad y, un año más, muchos hogares se preguntan ¿compro un árbol este año? Cada vez hay más familias que prefieren no poner un pino recién cortado en el salón de su casa, pero que también están cansadas de la versión plastificada del arbolito navideño. Para decorar estas casas existen alternativas más ingeniosas, además de respetuosas con el medio ambiente, que van desde apilar cojines o libros con cierto arte a opciones más modernas como vinilos de pared.

Estas son algunas de las propuestas más espectaculares y menos convencionales que hemos encontrado:

1.- Libros apilados
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino

2.- Un montón de cojines
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
3.- Una escalera
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
4.- Bolas de Navidad colgadas del techo
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
5.- Un árbol de corchos de vino
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
6.- Marcos de fotos y objetos decorativos colgados de la pared
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
7.- Ramas recogidas del campo
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
8.- Papel
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
9.- Tela
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino
10.- Vinilo de pared
10 espectaculares (y poco convencionales) árboles de Navidad para decorar tu casa sin talar un pino 
 Noticia vista en: Idealista.com

Qué ventaja tiene el Home Staging para el posible comprador

Artículo escrito por Caroline Jurgens, socia fundadora de Lúmina Home Staging : A menudo vemos reacciones negativas en respuesta a los artículos de Home Staging. “¡El Home Staging es un engaño!” o “el Home Staging solamente beneficia al vendedor.” En este artículo nos gustaría hablar de lo que aporta el Home Staging, tanto al propietario como al posible comprador y explicar porque no es una trampa.

Está claro, para el propietario de la vivienda, el Home Staging tiene muchas ventajas. Lógico por que suele ser la persona que paga la inversión del Home Staging. La razón más importante de que el vendedor elija invertir en una buena presentación de su casa en venta, es porque es una manera para vender o alquilar su vivienda antes y por mejor precio. Por lo tanto, el vendedor solo puede ganar.

¿Aporta algo también al posible comprador? Sí, ¡sin lugar a duda! Primero de todo, cuando está seleccionando las casas que ve atractivas para visitar. Cuando hay buenas fotos, es mucho más fácil poder juzgar, simplemente viendo las fotos, si le interesa ver la vivienda o no. Conclusión: en menos tiempo será capaz de hacer una selección de viviendas atractivas para visitar.

Solo el 10% de la población es capaz de imaginarse vivir en un sitio que no esté bien presentado. El otro 90% tendrá que hacer un esfuerzo enorme, intentar visualizar como podría quedar aquella vivienda. Si el vendedor ha contratado a un Profesional de Home Staging, realmente ahorra ese esfuerzo al comprador.

Así mismo, no tendrá que ver pisos que están en un estado horrible, perdiendo su tiempo. El comprador no tiene que sentirse como un intruso entrando en casas llenas de cosas personales. No tiene que sentirse incómodo porque la vivienda no está limpia ni recogida. No tiene que salir huyendo porque huele fatal. No tiene que esforzarse en intentar ver algo porque la luz no funciona. No tiene que ver el equipo favorito de futbol del propietario, ni su religión.

Con una casa bien presentada no hay ninguna cosa que pueda distraer al posible comprador y como consecuencia se puede enfocar en lo que es realmente importante: la casa en sí.

Entonces, si realmente ahorra tanto tiempo al comprador, ¿cómo puede ser un engaño? Las malas lenguas dirían que con el Home Staging estamos intentando tapar cosas para que la casa parezca perfecta. Pues no, no es así y desde luego no debería ser así. Un profesional de Home Staging analiza una casa y en esa primera visita, detectará directamente lo que hace falta mejorar o arreglar.

Arreglar desperfectos es uno de los pilares fundamentales del Home Staging. ¿Por qué? Simplemente porque ahorrará dinero al vendedor. Invertir en solucionar aquellas cosas, que en tu casa no funcionan o que no están bien, te va ahorrar muchísimo dinero en el momento de negociar el precio de venta con el potencial comprador. Siempre hay que optar por solucionar problemas en la casa en vez de taparlos.

El comprador también se aprovecha del Home Staging porque no pierde su tiempo viendo pisos que no son atractivos. Tampoco tiene que enfocar su energía en detectar los desperfectos de la casa y en cambio puede enamorarse directamente con su nuevo hogar.

Y por cierto; “aunque la mona se vista de seda, mona se queda” no se aplica al Home Staging.

Articulo visto en Idealista.com

año nuevo, salón nuevo: seis propuestas originales para darle un toque diferente (fotos):

Te mostramos algunas sugerencias para que tu salón parezca otro. Son pequeños detalles y mínimas modificaciones pero que traerán nuevos aires a ese rincón del que ya te habías aburrido. Propuestas originales y muy personales para que llegue un nuevo estilo a nuestra casa en este 2015:

Las cortinas, color y estilo. Uno de los objetos de decoración al que a veces no prestamos mucha atención pero que es fundamental para darle una atmósfera diferente a nuestro salón. Las cortinas no son simplemente unas telas colocadas para impedir que nos entre demasiada luz o para preservar la intimidad de nuestra casa. ¡son mucho más que eso! atrévete a cambiarlas al empezar el año y te parecerá que estás en otro salón. Si te apetece un salón estilo ‘glam’, busca unas cortinas turquesa. Combina el resto de la estancia con tonos negros, grises y plateados. Si eres más de estilo ‘boho’, entonces cuelga unas cortinas de color morado intenso e intenta que el resto de la decoración incorpore colores verdes o lilas. Las cortinas no tienen por qué ser aburridas. Dale un toque ecléctico a tu salón y pon unas cortinas a rayas beis y marrones y busca la mezcla.

Cojines con personalidad. Son una de las piezas más versátiles y que más van a vestir tus habitaciones. Da igual si son para el sofá, una butaca o la cama, Los cojines son uno de los imprescindibles de tu casa y te va a parecer increíble cómo cambia tu salón tan sólo cambiando algunos de ellos. Se adaptan además a todos los estilos y los encuentras en todas las formas, tamaños y estampados que te puedas imaginar: cuadrados, rectangulares, redondos, con decoración geométrica, natural, lisos, a rayas, con imágenes estampadas de diversas temáticas…  los cojines le darán un carácter más serio a tu salón (con colores más sobrios en la gama de los grises, azules o marrones) o por el contrario, conseguirán impregnarle un aire más informal y divertido con la combinación de vivos colores.

ww_idealista_6

Las alfombras que saben estar. Se trata de uno de los elementos más acogedores de una casa y marca la diferencia. Cuando entramos en un salón y hay una alfombra nos da una sensación y una impresión muy diferente. Ahora además, tenemos diferentes alternativas a las clásicas alfombras de lana. Una de las propuestas que más nos gusta para cambiar el estilo de nuestra casa son las alfombras de vinilo: un material cómodo, práctico y que da mucho juego en nuestro salón. además, con las alfombras de vinilo te olvidarás de los pesados cambios de estación y la recogida de alfombras cada vez que el calor comienza a llegar porque son alfombras que pueden permanecer en la casa en cualquier estación del año. En cuanto a sus formas y colores: el cielo es el límite. Dispones de una amplia variedad de alfombras de vinilo en todos los colores y en todas las formas imaginables. Busca formas claras con dibujos geométricos para tu salón de estilo nórdico o de colores oscuros para darle un toque boho.

El puf, para sentirse y sentarse como en casa. Una de las piezas que está ganando presencia en nuestras estancias por su funcionalidad y por su  versatilidad, Es una de las mejores alternativas para disponer de más asientos en tu salón sin necesidad de llenarlo de las clásicas sillas o butacas. los puedes distribuir por tu salón y como son muy manejables . Al igual que los cojines, encontramos pufs de todas las formas, materiales y colores. desde el más clásico: un sobrio y elegante puf de cuero marrón, hasta los más modernos, de telas de vivos colores y dibujos geométricos. Si te gusta el estilo nórdico encontrarás pufs de cuerdas de tonos blancos o grises que quedarán impecables en tu salón. Esos mismos pufs encajan perfectamente en un salón estilo más clásico. Solo con que los sitúes cerca de dos butacones robustos de madera y de colores oscuros, ya le darán ese toque. y ¿los pufs de colores? quedan genial en cualquier espacio y le van a dar un aire informal y divertido. ¡pon un puf en tu salón y verás qué bien le sienta!

ww_idealista_2

Washi tape o cinta japonesa. Una de las opciones más sencillas y que más juego nos va a dar a la hora de crear un nuevo aire en nuestro salón. La washi tape o celo japonés está de moda y podrás darle infinidad de aplicaciones. En tu salón por supuesto, no podrá faltar si le quieres dar un toque informal y moderno. Enmarca los dibujos de tus hijos con esta original cinta o decora las piezas de cristal de la casa aplicando unas tiras de washi tape. El resultado te va a encantar. Y cuando te pregunten: ‘¿tienes cristalería nueva?’ tan sólo tendrás que contestar: ‘no, washi tape’.

Las lámparas: cómo evitar el apagón. La luz es uno de los aspectos al que debemos prestarle una atención especial. si no contamos con unos buenos puntos de iluminación en nuestro salón, da igual que esté decorado a la perfección y con mucho estilo. Sin luz, todo nuestro esfuerzo y trabajo quedará deslucido. Por eso os animamos a que encontréis la iluminación perfecta para vuestra casa y, por supuesto, vuestro propio estilo. Hay lámparas que darán ese toque glam que queremos, también hay grandes lamparones estilo industrial que dotarán a nuestra estancia de rotundidad y también hay pequeños puntos de luz junto a las butacas y los sofás que le añadirán armonía a todo el conjunto. elige tu luz y que ni tu salón ni tu estilo se queden a oscuras.

ww_idealista_9
ww_idealista_2
ww_idealista_4
ww_idealista_1
ww_idealista_4
ww_idealista
ww_idealista_5
Articulo visto en: Idealista.com

respuestas a las cuatro grandes dudas sobre el ibi: ¿qué es? ¿cómo se calcula? ¿quién lo paga? ¿va a subir?:

desgravacion-vivienda

Con la llegada del otoño muchos hogares españoles empiezan a recibir la famosa ‘hojita’ con el importe del impuesto sobre bienes inmuebles, el ibi. Básicamente, este tributo grava la posesión de una vivienda o local. En España se puede llegar a pagar hasta 3.000 euros por un inmueble unifamiliar.

En un país en el que gusta tanto la propiedad como el nuestro, es la salvación de las arcas públicas. De hecho, es el único impuesto en el sistema fiscal español cuya recaudación nunca ha caído. Y no solo eso, su recaudación ha aumentado un 42,8% en los últimos cinco años.

¿Quién está obligado a pagarlo?
El pago del ibi lo debe asumir la persona o entidad que sea propietaria de la vivienda a 1 de enero del año en que se emite el recibo. En caso de que existan diversos propietarios, el pago del impuesto se puede repartir entre los distintos dueños. Si se da el caso que eres inquilino, consulta en tu contrato de alquiler si estás obligado a pagarlo o qué porcentaje legal te corresponde.

¿Qué pone en el recibo?
El recibo está encabezado por el inmueble sobre el que se aplica el impuesto. Para identificarlo, se utiliza la dirección física y la referencia catastral. en el recibo, también aparecerá el valor catastral de la vivienda (formado por el precio del suelo y el de la construcción). La valoración catastral no puede ser más alta que el precio del inmueble en el mercado ni en los pisos libres ni en los de protección oficial. Periódicamente, los ayuntamientos efectúan actualizaciones del valor catastral para equiparar el ibi del inmueble a su situación en el mercado.

¿Cómo se calcula el importe?
Lo fija cada ayuntamiento libremente, pues son los que tienen competencia. Para bienes inmuebles urbanos esa cuota debe estar entre el 0,4% y el 1,1%. Pero el real decreto ley 20/2011 establece recargos temporales de hasta un 10% respecto de los mencionados, variando en función de la antigüedad de la ponencia de valores que ha dado lugar al valor catastral. Existen importantes diferencias entre los municipios, en función por ejemplo de si se trata de una capital de provincia o de los servicios públicos que ofrece el consistorio.

¿Va a subir con la reforma fiscal?
La decisión de subir el recibo del ibi la tienen los ayuntamientos dentro de unos límites que fija el gobierno. En la reciente reforma fiscal que ha presentado el ministerio de hacienda, se ha descartado un aumento del impuesto. De esta forma, el ministerio aceptaba las peticiones de los municipios que reclamaban que no se volviera a subir. En el caso del ibi, el tributo supone una media del 23,08% de toda la recaudación de un ayuntamiento.

Articulo visto en: Idealista